Mi perfil
Regístrate con
- ó -
Recuperar contraseña

El obligado balance del mundial

Estadio LG TV
Agregar a favoritos
Todo sobre:BrasilFútbol

Aunque las resonancias que deja un mundial tardan en apagarse y, en rigor, algunas nunca lo hacen, es el momento oportuno para hacer el clásico arqueo post campeonato.

Partiremos por las conclusiones e imágenes de nivel planetario, antes de adentrarnos, cómo no, en las consecuencias que dejó para el fútbol chileno.

A) Vimos el peor Scratch en la historia de la humanidad. Nadie puede entender cómo una dupla técnica compuesta por dos ex campeones del Mundo (Luis Felipe Scolari y Carlos Alberto Parreira) escogió un grupo de jugadores tan mediocres y llorones. Exceptuando Neymar y, por momentos, Thiago Silva, el resto con dificultad jugaría en el Tricolor de Paine (con el respeto que me merece esa señera institución). 

Lo paradójico es que todos juegan en grandes clubes europeos. Pero aquí hablamos de un escenario futbolístico mayor, con el “agravante” de estar en condición de locales. Y la responsabilidad les quedó como poncho. El 7-1 le que propinó Alemania sintetiza el nivel de esta verde amarela.

B) El absurdo Balón de Oro que recibió Lionel Messi. La organización nos tienen acostumbrados a desatinos como éste, aunque ahora exageró. Lo peor fue que transformó al capitán albiceleste en el personaje más odiado a nivel mediático y en las redes sociales. “Apitutado” fue lo menos que le dijeron al futbolista, que sigue muy por debajo de Maradona en la evaluación final.

C) Alemania consiguió, con entera propiedad, el tetracampeonato mundial y, de paso, el primer título europeo en canchas americanas, imponiéndose sucesivamente a Brasil y Argentina. De paso, su delantero Miroslav Klose terminó como el artillero máximo en la historia de estos certámenes. O sea, “cartón lleno” para el equipo de Joachim Löw.

D) Por la razón que sea, el título es realmente esquivo con Holanda, a pesar de jugadores de la calidad de Arjen Robben, Daley Blind, Wesley Sneijder. Ahora, parte de la culpa recae en el estratego Louis Van Gaal por la manera en propuso el duelo ante Argentina.

E)    Sin comentarios lo de Cristiano Ronaldo y Portugal.

F)    A nivel individual, Bastian Schweinsteigger, Arjen Robben y Philipp Lahm fueron –a mi juicio- los más destacados de la Copa. Manuel Neuer, el mejor portero; y Gary Medel, un zaguero que ubico en la zaga de la selección ideal, junto con el propio Lahm, Mats Hummels y Marcos Rojo.

Vamos al terreno local

a) La Roja encontró un camino, un estilo de juego que debemos mantener y profundizar. En Brasil, pocas selecciones mostraron la intensidad y el ritmo impuestos por Chile. Para potenciar este trabajo se requieren cuatro condiciones sine qua non: jugadores técnicamente bien dotados, una metodología rigurosa en las prácticas, disciplina táctica y fuerte despliegue físico. A no deshacer los pasos dados en esa dirección.

B) Sobre Jorge Luis Sampaoli, responsable, en parte, de este avance: nuestro estratego es un profesional calificado en la planificación, las propuestas, la pizarra… Sin embargo, se cae en los detalles: por ejemplo, cambios cuestionables, mala elección de ciertos jugadores y desprolijidad en la definición por penales. Es como quien construye una casa, y coloca un buen radier, fuertes pilares, ventanas grandes y bien orientadas, pero instala el urinario en pleno living. Sampaoli está bien encaminado, pero todavía le falta…

C) Saltan a la vista, varias asignaturas pendientes que tiene el fútbol chileno en su conjunto, como trabajar, desde las series inferiores, defensas con mayor envergadura física. No olvidemos que Chile exhibió la zaga más baja del Mundial. Otra es la práctica de los penales: los equipos nacionales recién ganaron una definición desde los doce pasos a nivel internacional, en 1992, cuando Colo Colo derrotó a Cruzeiro (Súper Copa en Kobe, Japón). Históricamente, esas instancias nos desfavorecen, porque no son tomadas en serio ni por nuestros técnicos ni por los propios jugadores.

D) Nadie es imprescindible: el casildense ya dijo que se va tras la Copa América 2015. Hay que buscar, a partir de hoy, al sucesor más idóneo.

 

 

 

 

 

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente

ad