Mi perfil
Regístrate con
- ó -
Recuperar contraseña

Netflix Review: ‘Glitch’

glitch_destacado
Agregar a favoritos

Sinopsis: Cuando el sargento Hayes es contactado para que acuda al cementerio se encuentra con un descubrimiento sorprendente. Un grupo de personas han vuelto inexplicablemente de entre los muertos y se encuentran en perfecto estado de salud. ¿Cómo es esto posible? , ¿quiénes son y por qué están de vuelta?

De resurrecciones tenemos muchas series; ‘Resurrection, 2014′, ‘The Returned, 2015′, ‘Les Revenant,2012′, y muchas otras que han quedado en el camino, ya sea porque han sido canceladas o porque simplemente no lograron renovar la primicia. Ahora llega a Netflix; ‘Glitch‘, un drama australiano de la cadena ABC1 que pareciera ser un fresco argumento de revivir muertos, sin convertirlos en zombies.

glitch2

No se trata sólo de revivir muertos

Más allá del argumento, la serie propone una idea que hasta ahora no había visto en otras series similares. En ‘Glitch‘, el transcurso de la vida se toca como un todo; dónde el pasado, el presente, y el futuro se van cruzando a cada minuto, rompiendo el ciclo de la vida una y otra vez para dejar una huella permanente en los personajes principales. Algo así como la vida misma, que nos enseña que por mucho que enterremos nuestro pasado, el tiempo siempre se encarga de escupir los recuerdos a la superficie. Por una cosa natural, nuestra vida está ligada a las experiencias que nos construyen como seres de alma y carne; un mensaje que me recuerda el increíble capítulo ganador de un Emmy; ‘The Constant‘ en ‘Lost‘.

Como si estuvieran despertando de un largo coma, los que reviven vuelven con una memoria frágil y casi perdida. No tienen idea qué hacen en este lugar, y peor aun; no recuerdan haber fallecido. Lo interesante es que todos los revividos parecieran no tener ninguna relación unos con otros. No se conocen, y pertenecen a décadas distintas, siendo Kate Willis (Emma Booth) la “revivida” más reciente de todos y que tiene un eje central en la historia del protagonista, el oficial James Hayes interpretado por Patrick Brammall (‘Ruben Guthrie, 2015’).

Recomiendo no darle muchas vueltas a la trama, porque creo que la gracia está principalmente en dejarse llevar por la simpleza del relato, y sumergirse en este pequeño pueblo donde ocurren cosas extrañas que generan más preguntas que respuestas. Algo que recuerda muchísimo a ‘Los 4400‘ de USA Networks, o a la maestra ‘Lost‘ (¿se nota mucho que me gusta ‘Lost‘?) de ABC, más que nada por la inquietante forma de implantar dudas en nuestros pensamientos y de hacernos creer algo cuando en realidad está pasando otra cosa ná que vers.

glitch1

 El verdadero ‘Glitch‘ de la serie

Sin duda unos sabores de esta serie es Yoorana, el pueblo donde ocurre toda la trama, y donde hay secretos guardados melosamente por los habitantes. Ahí es donde los resucitados tendrán que escarban en la historia del pueblo, y en los recuerdos que ellos poseen para poder llegar a la verdad; ellos son el “error” en este ciclo de la vida, son el “glitch” de un programa, o visto de otra manera la matriz de todas las respuestas.

Glitch‘ responde a la interrogante de “¿Qué pasaría si este difunto volviera a la vida?”, “¿qué nos diría?”, “¿terminarían por hacer lo que dejaron pendiente?”. Temáticas sobre el amor, la pérdida, el duelo y el destino que son abordadas en una serie no muy conocida hasta ahora, pero bien recibida por la crítica.

glitch3

Un salto de fe

A pesar de ser una serie con un argumento bastante atractivo, no deja de generar dudas con respecto a la renovación en su siguiente temporada. Esta primera tanda con seis capítulos resulta ser rápida, ligera y muy absorbente, suficiente para presentar una serie en pañales, pero ¿podrá continuar así en una segunda temporada?. La primicia está lanzada y lo que queda por delante es un verdadero salto de fe considerando que otras series murieron lentamente en el camino por la misma misma enfermedad.

Espero de todo corazón, que esta serie pueda resurgir y no defraudar a nadie, porque tiene pasta y carácter. Y quizás otro factor para mejorar sería la nula ambientación musical que existe en los capítulos. La verdad es que no existe melodía ni score que pueda recordar en este minuto porque sin duda es el punto más débil de ‘Glitch‘, versus –por ejemplo– una hermosa intro de flores marchitándose en reverso.

Eso, no hay más que decir por ahora. Véala, disfrute, emociónese, y medite; eso es lo que ‘Glitch‘ genera en el espectador. Una serie que para algunos puede ser “una más”, pero para otros puede significar la puerta a un universo de tramas entrelazadas en la vida y muerte, entre el pasado y el presente.

Puedes disfrutar de la primera temporada de ‘Glitch‘ desde ya en tu Smart TV LG, gracias a nuestro querido Netflix. La segunda ya está confirmada para el próximo año con seis nuevos episodios.

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente

ad